Faith Offering / Donation


 

martes, 25 de julio de 2017

elecciones conscientes ............ El Camino a Una Vida Maravillosa

          

           Cada día nuestra mente recibe mucha información sin embargo mucho de lo que llega a nuestro conocimiento causa una gran impresión sobre nuestra consciencia.  Pero, e esas cosas forman la impresión en nuestra consciencia que nos provee guía, dirección, ideas e inspiración.  Yo compré el libro del Dr. Norman Vincent Peal "Usted Puede Si Usted Cree Que Puede" [You Can If You Think You Can] y por años no lo leí ni siquiera una parte de él.  Sin embargo mantuve el libro a la vista donde yo pudiera leer facilmente el título y pudiera decirme a mí mismo "Yo puedo si pienso que puedo"  y personalicé este poderoso título para mí mismo y cree una impresión en mi consciencia de que ésta es la verdad para mí y para todos los demás que realizan que depende de ellos elegir lo que creemos.

            En su libro él escribe acerca de un maestro, George Reeves, que usaba esas mismas palabras de poder y elecciones conscientes con sus alumnos.  Simplemente él enseñó usando  el pizarrón, "Knock the T off the Can't (en español, quitale la letra T a la palabra Can't en inglés y tú dejas la palabra "CAN" (puedo) en inglés, sobresaliente y bien claro.  "Dejemos que eso sea una lección para tí, diría el maestro, sacudiéndose el polvo de la tiza de sus dedos.  "Ustedes están destinadoa a crecer como gente fuerte y competente. que crea en ustedes mismos, en vuestro país y en Dios.  Ustedes no están destinados a ser pequeños  cerditos pigmeos.  Ustedes deben convertirse en verdaderos hombres y mujeres de verdad, y les estoy diciendo que ustedes pueden ser algo de ustedes mismos.  Y para hacer eso, nunca se olviden de este principio de exitoso logro:  "Usted puede si piensa que puede ".

            Con frecuencia yo me pregunto cuántas de mis elecciones y las de otros son hechas basadas en lo que "nosotros sabemos que no es verdad"  en vez de lo que "nos han dicho que es verdad" acerca de tantas cosas que afectan nuestras vidas; nuestra salud, nuestra riqueza, nuestras relaciones y aún nuestra fe.  Cada día estamos bombardeados con un millar de información que puede ya sea inspirar or disminuir el inherente poder de elección dentro de nuestra consciencia.   A menudo, la gente dice que creen aún en algo que no tiene base de la verdad para pensar en lo que ellos piensa que creen.  Ellos siguen las palabras y las creencias de otros en vez de buscar la verda de lo que ellos están aceptando como verdad.  Esto es especialmente aparente relacionado con las elecciones religiosas o políticas de la gente.  Y ésto aparentemente ha sido verdad por miles de años cuando concluímos basados en las declaraciones de la Mente Maestra Jesús que "debemos estar en el mundo pero no ser del mundo".  En otras palabras, nosotros debemos en algún momento realizar que la Consciencia Colectiva está plagada con ideas y creencias falsas que crean focos de pobreza, enfermedad e infelicidad que son experimentadas en nuestras vidas y en las vidas de otros.  ¿Cómo sabemos ésto"  Lo sabemos porque esas cosas existen como hechos, en el mundo en el cual vivimos.  Nuetro conocimiento, sin embargo, es que los hechos cambian y la verdad no y así podemos realizar nuestra protección contra todo lo que busca disminuir nuestra  calidad de vida, es nuestras elecciones conscientes para creer en el bien y en la verdad que el bien siempre será revelado.
            "Yo puedo si creo que yo puedo" vivir mi vida con salud y felicidad, y paz y con una abundancia de todas las cosas buenas.  Yo puedo rechazar, comenzando ahora mismo, aquí mismo donde yo estoy, cualquier cosa que no está acorde con la naturaleza de D-s Inteligencia, Poder y del Espíritu dentro de mí el cual asegura que mi bien será realizado. Yo puedo. Todos nosotros podemos.
¡Y así sea!
Rev. Henry Bates
           

martes, 18 de julio de 2017

estar quieto hasta que ... El Camino a una Vida Maravillosa

              Sentarse en la obscuridad en la mañana del segundo domingo seguido con la electricidad en el vecindario apagándose y prendiéndose; esa mañana cuatro veces, yo hice en mi mente la intención de encontrar algo para compartir con cada uno de ustedes en que yo pudiera poner fácil y rapidamente en este portal aún algo que sería beneficioso para todos quienes leen este mensaje.  Yo siempre he sentido un parentesco con Joel Goldsmith aún cuando yo  nunca lo llegué a  conocer personalmente. El hizo la transición a una Nueva Vida en 1964 mucho antes que yo tuviera interés en la sanación espiritual. Una mujer amiga mía en Portland, Oregón me regaló su libro "The Infinite Way" [La Manera Infinita] en 1977.  Ese fue el primer libro de muchos otros sobre espiritualidad y sanación espiritual que yo he leído.  Su trabajo, sin embargo, aunque no siempre ha contado con mi aprobación siempre tocó mi alma. Comparto aquí lo siguiente de su libro "La Manera Infinita" (página 35) y la instrucción personal a Geri McDonald:
            Estos son principios que todos los maestros y practicantes siguen para enseñar a sus estudiantes (aquellos que enseñan desde la Manera Infinita).

1. Siéntese cómodo. Siéntese erecto, con su columna derecha, sus pies firmemente puestos sobre el piso, sus manos relajadas sobre su regazo, y respire normalmente. No hay razón mística u oculta para ésto, es muy simple, cuando su cuerpo está perfectamente cómodo uno no estó consciente de él. Tome una respiración y cuente hasta cuatro. Inhale y exhale cuatro o cinco veces contando para aquiertar su mente. Respire normalmente.

2. Enseguida repita en silencio o de viva voz,  "Yo me vuelvo hacia adentro hacia el Cristo de mi propio ser". Si aparecen pensamientos, repita esa frase. Siempre entre solo en meditación. Nunca permita que otro lo guíe hacia la meditación.

3. Nunca podremos ser capaces de parar la mente completamente. Si entran pensamientos o asuntos concernientes, no batalle. Relájese, deje que los pensamientos vengan y luego déjelos ir. A medida que usted practique, la interferencia desaparecerá. Tenga paciencia.

4. Ahora, vaya al tema.  "¿Qué es Dios?"  Usted no está interesado en otros concepto de Dios; usted está solamente interesado en preguntar "¿Qué es Dios?" y en recibir la respuesta de parte de Dios.  El reino de  Dios está adentro de usted, así es que la respuesta debe venir del interior de su propio ser. Siéntese quietamente y pida, "Habla Señor, tu sirviente escucha, o "Padre, yo estoy aquí, habla".

5. Adopte una actitud de escuchar como si usted estuviera esperando escuchar la respuesta. Algunos pensamientos pueden venir. Piense en Dios como la fuente de nuestro ser y todo lo que es este, Omnipresente, Omnipotente y Omnisciente.

6. Algún día, al meditar y ponderar esta idea, "¿Qué es Dios?" realizando ahora la naturaleza de la oración, usted encontrará que usteds ya no puede pensar más; usted ha llegado al final del pensamiento acerca de Dios y la oración.  Entonces usted se sentará ahí, quietamente, en paz, no más pensamientos, no más preguntas, no más respuestas, sólo paz.  Los pensamientos se aquietarán, el oído interno se abrirá y una respiración larga y profunda como un suspiro de alivio o un sentido de liberación le llegará probablemente a usted. Como si usted estuviera escapando de algo, como si sus hombros estuvieran liberándose de una carga.  Aparecerá de muchas maneras diferentes,  y cuando ese alivio o liberación llegue usted estará tan lleno del Espíritu que usted se levantará y hará el trabajo que le espera para el día, o tal vez algún trabajo que ha dejado para después.  Con ese alivio vendrá la sabiduria divina, la guía divina, y la fuerza divina, por esta razón, esa respiración profunda, esa soltura o alivio, fue una experiencia de Dios, la presencia actual o la actividad de Dios en su consciencia.

7. Nosotros nunca estamos en meditación por más de 10 minutos a la vez.  Toma largo tiempo llegar a  ser capaz de permanecer en meditación 10 minutos o más.

¡Y asi sea!

Rev. Henry Bates

martes, 4 de julio de 2017

la ira es una energía

              Todos nosotros tenemos adentro una poderosa energía que es activada por nuestro estado mental. El mal uso de esta energía se expresa como ira, frustración, preocupación, envidia, vergüenza y culpa.  Esas son todas expresiones humanas de energía desperdiciada y una pérdida de tiempo.  La Inteligencia, el Poder y el Espirítu del Infinito es la Fuente de nuestra energía.  Anima a los órganos de nuestro cuerpo físico y energetiza nuestra mente.  es la Fuente de nuestra vida expresándose a través de nosotros, como nosotros.  Sin embargo, nosotros "filtramos" esta energía por grados y la dirigimos a través de la consciencia; tanto consciente como inconscientemente.  Esto es porqué con frecuencia nos encontraremos con la sentencia de que nuestra calidad de vida no es tanto acerca de lo que experimentamos sino como reaccionamos a nuestras experiencias.

            Hay gente que ha permitido a su mente ser acondicionada al aspecto negativo del pensamiento; la envidia, los celos, la desconfianza y la falta de fe. Toda la gente en un momento u otro ha sentido la energía de la ira como si pulsara a través de nuestra mente y aún de nuestro cuerpo físico.  A menudo la gente me dirá que ellos sienten que la energía de la ira es más poderosa que ningún otro efecto de la emoción humana.  Esto es porque ellos han acondicionado su mente a creer que eso es así.  La fe en lo bueno es una energía más poderosa porque nos conecta con la Fuente Misma de la Creación, D-s.  La ira niega momentaneamente esta verdad.  La ira es una energía destructora que obstruye el poder de Creación el cual es siempre para aquello que es de mayor bien.

            El escrito del budismo chino nos dice:  " Tú no serás castigado por causa de tu ira, tú serás castigado por tu ira".  Es el simple movimiento de causa y efecto creando experiencias que no deseamos.  Cuando sentimos ira con frecuencia no pensamos estar quietos, o ver más allá del asunto que causó nuestra ira.  Aquellos que se apegan a la ira terminan obstruyendo el verdadero bien que sienten que han negado ya sea respeto, amor, alegría o algo de naturaleza material.

            Nosotros podemos acondicionar nuestra mente a controlar nuestra ira . . .  Me gustaría decir nunca sentir ira pero yo creo que en nuestra humanidad ésto es un maravilloso ideal pero no siempre una realidad para muchos de nosotros.

            El místico estadounidense Ernest Holmes nos da instrucciones sobre como usar nuestro poder inherente, que es energía, de la manera más efectiva.:  " En el centro de tu propia alma elige lo que tú quieras ser, lograr; guárdalo para tí. Cada día en el silencio de la convicción absoluta entiende que está ya hecho ahora mismo.  Está tan hecho, como creas, como lo estará cuando tú lo experimentes afuera.  Imagínate ser lo que tú quieres ser. Ve solamente aquello que tú deseas, rehusa pensar aún en lo otro. Apégate a ello, nunca dudes. Repite muchas veces al día, " yo soy esa cosa", realiza lo que ésto quiere decir, lo que ésto significa.  Quiere decir que el gran poder Universal de la Mente, es eso, y no puede fallar".

¡Y asi sea!

Rev. Henry Bates

martes, 27 de junio de 2017

desee ser feliz ... El Camino a Una Vida Maravillosa

               

      Para la mayoría de nosotros las oraciones nos traerán más felicidad. Esta felicidad puede ser el resultado de sobreponernos a una enfermedad y manifestar salud; o sobreponernos a escasés financiera y manifestar prosperidad económica; o sobreponernos a la soledad y manifestar una amorosa compañía.  En todas las cosas, la felicidad es el resultado que buscamos. Pocas personas, si acaso, elegiría ser sano, rico, enamorado . . . e infeliz . . . por lo tanto nosotros podemos saber que la felicidad es el elemento invisible que es deseado para acompañar los efectos físicos que buscamos.

            Nuetras oraciones entonces, deben estar llenas de felicidad . . .  la alegría de saber que nuestras oraciones son contestadas por el Infinito.  Tomado del místico estadounidense Dr. Ernest Holmes podemos leer:   "Tus pensamientos son herramientas que tú usas para afirmar el Poder Creativo en nuestra experiencia.  Tú vas a hacer la afirmación, pero la Ley de la Vida va a producir el resultado.  Nunca te olvides de ésto.  No es solamente manteniendo los pensamientos que tú vas a lograr buenos resultados; es por medio de tener pensamientos correctos y luego entregárselos a la Ley de este Poder.  La Ley de la Vida actúa sobre ellos de alguna manera que no conoces. Más aún,  tú no tienes que conocerla. Cualquier cosa que afirmes, lo realizará para tí, provisto que tu afirmación está de acuerdo con la Verdad".

            Esta acción "invisible" del pensamiento no es distinta a la acción de la mente cuando un artista pinta un cuadro o un escultor moldea una forma.  Es "pensando basado en el resultado" . . .  es ver en la mente la idea manifestada. Todas las cosas son una idea en la Mente antes que se manifiesten en forma . . .  todo.  La computadora que estás usando fue una idea . . . primero.  Y álguien se la imaginó en forma material pensando desde el resultado deseado.

            Muchos de nosotros sentiremos frustración en vez de felicidad cuando miramos a las cosas que hemos comparado a los resultados que deseamos ver.  Esta frustración ocurre porque nosotros pensamos  "hacer" algo para ir de donde estamos o desde lo que tenemos para llegar a aquello que queremos ser o tener.  Nuestra responsabilidad no es "hacer" . . .
sino "ser" . . . la decisión más poderosa que nosotros podemos hacer es "ser feliz" . . .  la felicidad es uno de los atributos de D-s . . . y es poderosa para atráer energía. Todos somos atraídos hacia gente que son felices . . . y ser feliz nos atraerá hacia la gente y las cosas necesarias para menifestar nuestros deseos.

            Más, tomado del Dr. Ernest Holmes:  "Nosotros debemos aprender a vivir por inspiración. Eso quiere decir que deberíamos dejar que las profundidades espirituales de nuestro ser fluyan a través de nuestra conversación y hacia nuestro actos. Vivir por la inspiración no quiere decir vivir caoticamente. Nuestro propósito total es hacer del intelecto un instrumento para el Espíritu.  Eso es exactamente lo que un hace un artista.  Todos  nosotros debemos ser artistas en el vivir. Vivir por la inspiración significa sentir el toque divino en todo; entrar en el espíritu de las cosas; entrar en la alegría de vivir".

            La inspiración llega a nosotros cuando elegimos ser felices . . .  felices con nuestro trabajo; felices con nuestras relaciones; felices con nuestra habilidad para sobreponernos a la enfermedad y a la escasés.  Podemos movernos de "convertirnos"  a "ser" a través de la actividad de nuestro pensamiento.  Debemos tener siempre presente que cuando nuestros pensamientos están alineados con el Infinito . . . con la Verdad . . .  nosotros estamos usando el Poder que está Presente con nosotros y que es ilimitado.  "Aquello que está en mí es más grande que aquello que está en el mundo" . . .  ésta es la Verdad pero nosotros no debemos ser obstruídos por nuestra falta de conocimiento de como trabaja todo ésto, pero solamente que lo hace.  Podemos leer en la sabiduría antigua del Eclesiastés 11:5  "Como tú no sabes cual es el camino del espíritu, o como crecen los huesos en el vientre de la mujer embarazada, así ignoras la obra de Dios, el cual hace todas las cosas"  . . . Porque el Poder del Infinito es "personal" para que nosotros Lo reconozcamos . . .  y pensar de acuerdo a Su naturaleza . . . y Su respuesta es automática y tan precisa como la ley de la gravedad.   Es Toda Presente . . .  Toda disponible . . . Siempre responde . . .  Siempre dándonos, a través de nosotros y como nosotros. Esta es la Verdad que manifiesta  nuestros deseos con felicidad y ¡gran felicidad!          
           
            "Ustedes deben sinceramente ser felices.  Nada se logra sin el deseo.  El deseo es un anhelo con alas de imaginación y fe.  Imagínese el logro de su deseo, y sienta su realidad, y se hará realidad.  La felicidad viene en la oración respondida". ---  Dr. Joseph Murphy, The Power of Your Subconscious Mind [El Poder de Tu Mente Subconsciente".]

¡Y así sea!

Rev. Henry Bates